4 materiales reciclados para crear ropa
31 de Enero de 2018

Las tendencias de la moda generalmente no ponen atención a los materiales con los que están hechas las prendas que se lucen en las pasarelas o incluso en la calle; sin embargo, cada vez son más las personas que prefieren las marcas que contaminan menos o que están conscientes de sus procesos y materiales, lo que las hace ecológicamente amigables.

En el pasado las personas compraban ropa que duraba, para que no se tuviera que cambiar en mucho tiempo, y así ponían mucha más atención en la calidad; hoy en día, para muchos lo importante es la cantidad, debido a que los procesos de producción masiva se han generalizado, y a que nuestra sociedad tiende a ver positivamente a quien tiene más y no al que es más inteligente o al que se preocupa por el planeta o por los demás.

Hay modas pasajeras en donde se hace popular un tipo de prenda, pero que al cabo de unos meses termina en la basura, resultando muy perjudicial para el medio ambiente, pues no sólo no se recicla, sino que se fomenta la producción de nuevas prendas utilizando procesos que no suelen ser amigables con el planeta. Es por eso que es muy recomendable comprar prendas muy durables que sean de cortes clásicos o básicos.

Por estas razones y más, algunos creadores han decidido reutilizar materiales que estaban en la basura para producir prendas ecológicamente amigables. Vamos a ver algunos ejemplos:

 

Ropa vieja convertida en ropa nueva

Cada año, se crean 12 millones de toneladas de desperdicios textiles sólo en Estados Unidos. Consciente de esta problemática, Evrnu fue creada con el fin de reciclar la ropa y convertirla en fibras limpias y perfectamente funcionales que ayudarán a crear ropa nueva, desde camisetas hasta pantalones y jeans.

El proceso que sigue Evrnu parece magia pero no lo es: primero recibe donaciones de ropa de múltiples fuentes (incluso a veces, de firmas de ropa muy importantes), luego la rasgan y la cortan, posteriormente rompen sus moléculas y al final crean nueva fibra para crear ropa de primer nivel. El resultado es menos contaminación, menos desperdicio y nuevas prendas que no están peleadas con las últimas tendencias de la moda.

 

Redes de pesca

La tienda española Ecoalf ha reciclado más de 80 toneladas de redes de pesca para confeccionar chamarras. La firma menciona en su sitio web que la transformación de una red de pesca vieja en tejido requiere de la mitad de pasos químicos que el proceso convencional con origen fósil, es por eso que se puede ahorrar agua, energía y emisiones de C02.

La marca eligió reciclar redes de pesca porque están fabricadas con poliamida 6.6, que es la mejor calidad de nylon que existe.

Llantas

Ecoalf afirma que las llantas son muy difíciles de reciclar, ya que “contienen metales, antioxidantes y trozos de tela”. Sin embargo, después de dos años de investigación y desarrollo, pudieron separar los elementos metálicos y textiles para crear un polvo limpio de llanta.

Al final, lograron comprimir el polvo de forma tal que no necesitaron ningún pegamento para crear sus sandalias.

 

Botellas de plástico

REPREVE es un tipo de fibra hecha de botellas de plástico y otros materiales reciclados, la cual sirve para producir ropa con excelentes y muy apreciadas características, como adaptabilidad a los cambios de temperatura, absorción de la humedad y repelencia al agua, agregando alta durabilidad a las telas.

Así mismo, el proceso con el que se elabora la tela emite menos gases de invernadero y permite conservar energía y agua. La compañía que elabora el REPREVE dice que hasta el día de hoy ha reciclado más de 10 mil millones de botellas de plástico, y promete que duplicará esta cantidad para el año 2020.

Dickies elabora sus pantalones Khaki con una combinación de REPREVE y algodón de la más alta calidad, logrando una suavidad y resistencia inigualables. Además, son resistentes a las arrugas y a las manchas.