Consejos para reconocer prendas de alta calidad que durarán

 

Que una prenda cueste mucho no quiere decir que tenga calidad, la diferencia está en los detalles de fabricación.

 

Lo que más llama la atención de una prenda es sin duda el cómo se ve, ¿pero realmente cuál es la prioridad? Que dure años en el guardarropa sin perder calidad. Los compradores demandan ropa que no sólo se vea bien, sino también que sea resistente y no se rompa en las primeras semanas o meses de uso. 

 

Distinguir la ropa elaborada con estándares altos de calidad no es tan difícil. Uno de los errores más comunes es pensar que un precio alto es sinónimo de prendas duraderas, cuando en realidad es cuestión de prestar atención a pequeños detalles para determinar si adquirir esa pieza será una buena inversión.


 

Para empezar, se debe tomar una prenda, apretarla por unos segundos y luego soltarla, si la tela se mantiene arrugada quiere decir que requerirá de un constante planchado, o bien, hay que revisar que los ojales estén bien hechos sin ningún hilo suelto y muy apretados. Estos son algunos ejercicios sencillos para determinar su calidad. 

 

Para hacer una inspección más estricta, es necesario ver las costuras. Una costura durable tiene más puntadas por centímetro, las cuales deben ser rectas y planas para evitar que los hilos se enganchen. Algunas empresas como Dickies, la marca de ropa laboral por excelencia,  refuerzan con dobles costuras para asegurar más tiempo de vida útil en sus productos.

 

Ludica Ludica

 

Que la tela pese mucho es otro punto a favor, ya que entre más pesada la prenda tiende a estar mejor confeccionadas. Hay que revisar la etiqueta y si están elaboradas con algodón, seda o lana, es otra buena señal. Las fibras naturales resisten más que las sintéticas ya que conservan mejor su forma y soportan más lavados. Respecto a interiores, el forro debe estar compuesto por materiales que cuenten con un refuerzo de costura vertical para facilitar la movilidad (como las fibras naturales). 

 

Calidad sobre todo 

 

Nada es tan frustrante como llevarse una prenda y que a los pocos días de uso ya tenga algún desgarro o agujero. Ahora que sabes cómo diferenciar ropa con calidad, vuélvete un experto y haz compras inteligentes que te garanticen que esas prendas estarán en las mismas condiciones que cuando las viste en el aparador por primera vez.

 

Si quieres conocer las prendas de Dickies, elaboradas con altos estándares de resistencia y calidad,  visítanos aquí.